Los cortes más importantes

Corte Lomo

Se recomienda este corte para la parte de lomo alto y la ventresca. Para obtener una pieza de una ración aprox. de 150/200 gr hacemos un corte transversal con un grosor de 2-3 dedos. Este corte se puede cocinar con piel si antes hemos eliminado bien las escamas. Si este no es el caso, eliminamos la piel.

Corte Mariposa

Se recomienda este corte para la parte de lomo alto y la ventresca de la pieza. Cortamos una pieza de lomo de salmón. Realizamos cortes transversales al doble del ancho deseado. Sin llegar a cortar la piel, hacemos una inserción por la mitad transversalmente. Utilizando la piel como elemento de unión “abrimos”  y formamos la mariposa.

Consejos para cortes que requieren que se elimine la piel:  

Mojar el cuchillo para que no se pegue el cuchillo al separar la piel de la carne.

No cortamos con el cuchillo sino que tiramos de la piel dejando el cuchillo fijo.

 

Corte Filete

Se recomienda este corte para el centro de la pieza y la cola.

Este corte transversal se realiza siempre sin piel. Realizamos el corte por la mitad para filetear en 2-3 partes, según el grosor de la pieza.

Corte Tacos

Se recomienda este corte para el centro de la pieza y la cola. Realizamos cortes transversales, para conseguir tiras de salmón. Cortar dichas tiras en tacos, dados o al tamaño deseado.

Corte Picadillo

Consejo: Para aprovechar la carne que queda entre las espinas de la espina central, raspamos con una cuchara y sacamos la carne. También podemos picar la carne en trozos pequeños.



Ver más